Evo Morales: ¿cinco años más en el poder?

El mandatario boliviano anunció que volverá a lanzarse a la presidencia en el 2019.

Evo Morales: ¿cinco años más en el poder? 

En los últimos meses se ha vivido toda una novela política en Bolivia, alrededor de la petición que hizo Evo Morales al Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) para que se le permitiese al primer mandatario boliviano participar de las elecciones que se llevarán a cabo en 2019.

Después de rumores, cientos de tiras impresas de periódico y miles de horas de transmisión tanto en televisión como en radio, la posibilidad de una reelección fue una realidad. El TCP falló a favor del Movimiento al Socialismo (MAS) (partido del que hace parte Evo Morales) quien solicitaba la abolición de aquellos artículos que prohibían la prorrogación de un mandatario por más de dos períodos en el poder.

La TCP se refugió en la Convención Americana sobre Derechos Humanos, firmada en 1969 en San José, Costa Rica, aclarando que este pacto protege “los derechos políticos” de la reelección y que debe ser tenido en cuenta, incluso por sobre la constitución boliviana. Así lo aclaró Macario Cortez, magistrado de la TCP, en rueda de prensa.

Lo había intentado antes 

Cabe recordar que en 2016, Evo intentó ser habilitado para buscar la reelección en las presidenciales de 2019, por medio de un referéndum que ganó el ‘No’, por margen estrecho.

Aunque Morales había dicho que respetaría la decisión tomada en dicha consulta popular, el mandatario terminó por desconocer sus resultados al considerar la campaña de sus opositores como desleal. Esto, por los rumores que incluían un presunto hijo no reconocido de Evo y que se originaron días antes a la votación, el 21 de febrero de 2016.

Asimismo, no sería la primera vez que Evo Morales utiliza el TCP como recurso para validar su proceso de reelección. Para las elecciones del período presidencial de 2010- 2015, el gobernante boliviano reclamó que su primer mandato fue antes del cambio de Constitución realizado en 2009, con lo que la reelección del 2010 no podía ser tomada como tal, sino como su primer período al mando del país.

Con esto, el líder aimara logró asegurarse un segundo proceso de reelección en 2014 (según el artículo 87 de la Constitución), el cual también ganó y con el que terminó consolidándose en el poder, al menos hasta 2020.

“Artículo 87.- El mandato improrrogable del Presidente de la República es de cinco años. El Presidente puede ser reelecto por una sola vez después de transcurrido cuando menos un Período Constitucional”

Reacciones

Por supuesto, esta decisión ha sido catalogada como ‘anticonstitucional’ por parte de la oposición al Gobierno boliviano. Rubén Costas, presidente del Movimiento Demócrata Social, acusó a Evo Morales de usar “la justicia para anular la voluntad del pueblo expresada el 21F (febrero de 2016), esto por parte de “un gobierno ya deslegitimado por sus actos”.

Asimismo, el expresidente, Jorge Quiroga, consideró este fallo como un “golpe a la voluntad popular expresada el 21F”, atribuyendo la medida del TPC a que el presidente de la república “miente reiteradamente, para intentar quedarse en el poder”.

Pero, el comentario más cortante en torno a este tema, es el que pronunció Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) y en el que de manera contundente explica que “la Convención Americana de DDHH no contempla derecho a perpetuarse en el poder”. Por lo que, según Almagro, no hay argumentos fehacientes con los cuales excusar la deslegitimación de la Carta Magna en Bolivia.

No sería el primero

Evo Morales no es el primer presidente latinoamericano que pretende perpetuarse en el poder o al menos durar un lapso considerable en este.

El récord lo posee el ya fallecido Fidel Castro con los 49 años que estuvo en la presidencia de Cuba, desde 1959 hasta 2008, año en que cedió la autoridad a su hermano, el actual presidente cubano, Raúl Castro.

No obstante, cabe destacar a otros mandatarios de izquierda como Hugo Chávez, en Venezuela, con 14 años en el poder desde 1999 hasta 2013. Así como Daniel Ortega (15 años) con dos grandes períodos en Nicaragua: el primero en 1985 hasta 1990; y el segundo desde el 2017, lo que lo posiciona como uno de los actuales mandatarios con mayor tiempo en la presidencia.

Finalmente, recordar que de ser reelegido Evo Morales como presidente de Bolivia para el mandato de 2020 a 2025, alcanzaría 19 años en el ejecutivo del país sudamericano.

 

Latin American Post | Christopher Ramírez Hernández

Copy edited by Santiago Gómez

 

 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…