Corea del Norte crece más rápido que América Latina

América Latina puede aprender de Corea del Norte que es importante tener una conciencia colectiva

Corea del Norte crece más rápido que América Latina

Read in English: North Korea: growing quicker than Latin America

Kim Jong Un no sueña con destruir el mundo, sueña con mantenerse con vida. De acuerdo a la teoría de juegos y el derecho internacional, sus recientes movimientos son apenas estratégicos; si mantiene al mundo en jaque, va a obtener atención bajo tensión y mientras no ataque a nadie, tampoco podrá ser atacado. Una fórmula ideal para mantenerse en el poder.

Mientras el supremo líder mantiene la tensión política, la economía de Corea del Norte aumenta más de lo que los medios tradicionales quisieran aceptar. Esto se da por la fidelidad del reino de Kim Yong Un a las dinámicas económicas de China, quien es finalmente el gran protector del reino.

Desde las nuevas reformas económicas de 2011, solicitud de China, los trabajadores norcoreanos ahora pueden establecer los salarios en sus fábricas, les es permitido tener proveedores y tener y despedir trabajadores. El reino socialista empieza a abrir la posibilidad a derechos laborales que son líneas claras para el aumento en la eficiencia general.

Lea También: Corea del Norte: “Latinoamérica como territorio amigable”

Con un crecimiento de 28.5 billones de dólares, la economía de Corea del Norte ha surgido 3.9% en 2016, su tasa más alta en 17 años. Por su parte, América Latina creció 1.1%, según Bloomberg.

Los avances económicos en el país asiático se han visto de tal forma que ahora familias pueden tener colectivos productivos, lo que ha incrementado el número de cosechas. El aumento en la confianza que el reino da a sus pobladores a cambio de legitimidad al poder ha permitido a familias tener sus empresas privadas.

Se dice que en Pyongyang hay BMW’s y Mercedes Benz en la calle. El sector privado ya cuenta por la mitad del PIB de Corea del Norte y la tendencia apunta a que la apertura progresiva del país asiático bajo los lineamientos de China permitirá al supremo líder mantenerse al poder mientras hace sostenible a su reino.

La hegemonía ha terminado.

 

 

Latin American Post | David Eduardo Rodríguez Acevedo

Copy edited by Susana Cicchetto

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…