fbpx

Entrevista: Método sintotérmico, una alternativa a la anticoncepción hormonal

Cada vez son más los movimientos femeninos que se manifiestan en contra de la anticoncepción hormonal y sus posibles efectos secundarios. El método sintotérmico es una gran alternativa.

Mujer sosteniendo un termo

Foto: Freepik

LatinAmerican Post | María Fernanda Ramírez Ramos

Escucha este artículo


Read in english: Interview: Symptothermal Method, an Alternative to Hormonal Contraception

El reciente anuncio del inicio de las pruebas de la píldora anticonceptiva para hombres ha dado mucho de qué hablar, pues sería el primer anticonceptivo oral para hombres en salir al mercado. Mientras tanto, cada vez son más los movimientos femeninos que se manifiestan en contra de la anticoncepción hormonal y sus posibles efectos secundarios..

Pese a esto, poco se habla de los métodos de anticoncepción no hormonales. De estos, el más completo es el método sintotérmico, que combina la observación de síntomas con la toma de temperatura. De acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud, su efectividad para prevenir embarazos es incluso mayor a la del preservativo, aunque no protege contra enfermedades de transmisión sexual. Con un uso correcto y constante, su eficacia es de menos de un embarazo por cada 100 mujeres en un año. 

En Latinamerican Post, hablamos con Carolina Saldarriaga, educadora certificada del Método Sintotérmico, creadora de Son Tus Reglas, y miembro de Sintotérmicas en Red, la red de educadoras latinoamericanas del método sintotérmico.

Latinamerican Post: ¿Por qué aprender el método sintotérmico? 

Carolina Saldarriaga: Mucho más allá de ser un anticonceptivo o una herramienta para planificar el embarazo, el método sintotérmico es una excelente forma de tener un registro muy cuidadoso y acertado sobre nuestro estado de salud hormonal, porque se basa en leer señales de fertilidad objetivas que nos manda nuestro cuerpo y que cambian de acuerdo a los niveles corporales de estrógeno y progesterona, y otras hormonas que intervienen. Entonces, nos permiten tener una buena idea de cómo está nuestra salud menstrual y por ende nuestra salud general, ya que esta es en gran parte controlada por nuestros niveles hormonales. 

Aprender el método sintotérmico además es recuperar el poder sobre nuestros cuerpos, dejar de entregar nuestro poder a terceros. Definitivamente no es para todo el mundo, pero sí es un conocimiento que se debería tener de forma básica porque así entendemos cómo funciona nuestro cuerpo. Esto debería ser un derecho, pero también una obligación, porque nos lleva a tomar decisiones más informadas, así esas decisiones incluyan tomar en algún momento anticoncepción hormonal. De esta forma, podremos conocer realmente los pros y los contras, y no tomar decisiones por falta de opciones sino porque realmente las conocemos todas y elegimos en función de lo que sea mejor para nosotras. 

L.P: ¿Qué tan efectivo es el método sintotérmico y cuáles son sus bases científicas? 

C.S: El método es hasta 99,6% efectivo si se aprende de forma correcta, esto significa aprenderlo con una educadora certificada por una institución acreditada. Hay diferentes institutos acreditados. Los más conocidos son Justisse, Symptopro, Renafer y FEMM, en el que me formé yo. La efectividad del método depende mucho del usuario, es un método activo, no pasivo. Un método pasivo es por ejemplo un DIU o una T que te lo pones y te olvidas. En este caso, depende de ti hacer tus registros y observaciones de forma correcta, y analizar y aplicar bien las reglas para que el método sea efectivo.

L.P: ¿Para quién funciona mejor este método? ¿Puede practicarlo cualquier persona, incluso si sus ciclos son irregulares? 

C.S: El método sintotérmico funciona para cualquier mujer que tenga ciclo. Es decir que no funciona para quienes estén tomando anticonceptivos, porque no están ovulando y, por ende, no vamos a ver los biomarcadores de fertilidad. Por lo demás, sí lo puede practicar cualquier persona que tenga ciclos regulares, irregulares o alguna condición como síndrome de ovario poliquístico, endometriosis, pero va a depender más del compromiso.

Te recomendamos leer: Opinión: Píldora anticonceptiva para hombres ¿Realmente llegará?

Hay que entender que existe una curva de aprendizaje, un tiempo. Me gusta decir que es como aprender a manejar, no se aprende con un manual. Hay un poco de teoría que entender pero también hay que llevarlo a la práctica. También requiere del compromiso de tomar el curso con alguien certificado, que también implica una inversión económica, pero si se pone en una balanza es más económico que tomar anticonceptivos durante años. Por otra parte, si es alguien que tiene pareja también es importante que la pareja esté de acuerdo. Con el método sintotérmico, la fertilidad pasa a ser un tema de dos. Ya no es solamente responsabilidad de la mujer como tradicionalmente ha pasado, sino que es una responsabilidad mucho más compartida. No obstante, también es importante entender que esté método, como cualquier otro método anticonceptivo excepto el condón, no protege contra enfermedades de transmisión sexual. Si no hay una pareja estable siempre es importante el uso del condón para proteger nuestro cérvix y la salud en general.

L.P: ¿Cómo se aprende este método y que tanta preparación se necesita tener? 

C.S: Usar el método sintotérmico requiere de un proceso de aprendizaje. Por otra parte, no todo el mundo está simplemente evitando o buscando un embarazo. También hay puntos medios. Sí es importante, sobre todo si estamos evitando un embarazo de forma seria, aprenderlo de forma adecuada con una educadora certificada. Ella va a dar un curso, que será diferente según la educadora y la escuela con la que se haya certificado. En general requiere un proceso de aprendizaje teórico y se deben hacer observaciones y  registros diarios de los biomarcadores. Se habla de, por lo menos, 3 ciclos menstruales de proceso de aprendizaje para realmente graficar de forma correcta, hacer las observaciones de fluido cervical de forma correcta, entender y aplicar bien las reglas. Este es el tiempo mínimo antes de empezar el método como anticonceptivo. Una vez se aprende no se olvida y ese conocimiento queda para siempre. 

L.P: Háblanos un poco más de las sintéticas en red, ¿Cómo nació? ¿Cuál es su misión y cuál ha sido su impacto en Latinoamérica?

C.S: Sintotérmicas en Red nace hace dos años. Hubo una sincronicidad y varias de nosotras empezamos a enseñar el método en Latinoamérica al mismo tiempo. Nos encontramos a través de Instagram y nos dimos cuenta que era importante unir esfuerzos. Además, tenemos una escuela llamada SER, en donde ofrecemos cursos sobre el ciclo menstrual, la fertilidad y la salud, en general.