fbpx

Dune busca consolidarse en la cima de la taquilla estadounidense

La nueva adaptación de la novela de Frank Herbert lidera rápidamente la taquilla estadounidense a pocos días de su estreno. Acá todo lo que debe saber sobre Dune.

Póster de la película 'Dune'

Dune de Denis Villeneuve se ha vuelto un éxito en la taquilla estadounidense, hasta hoy su recaudación es de $ 41 millones de dólares en la taquilla doméstica a menos de una semana de su estreno. Foto: IG-movieushermx

LatinAmerican Post | Luis Angel Hernández Liborio

Escucha este artículo


Read in english: Dune Seeks To Reach the Top Of the US Box Office

Dune de Denis Villeneuve se ha vuelto un éxito en la taquilla estadounidense, hasta hoy su recaudación es de $41 millones de dólares en la taquilla doméstica a menos de una semana de su estreno y $182 en la mundial para un total de $223 millones, de acuerdo con datos de Box Office Mojo. Estos números son esperanzadores para la industria que busca recuperarse de los efectos de la pandemia. La nueva adaptación del clásico de Frank Herbert ha generado grandes expectativas debido a que el director ha prometido que es fiel a la novela original, algo que emociona a los fanáticos de la saga.

Dune: Part 1

El joven Paul Atreides, heredero de la casa que ostenta su nombre, ve cómo el éxito de su familia amenaza el poder imperial y el de otras casas reales. Esto desencadenará una conspiración contra su padre, el duque Leto Atreides, que inicia con la orden de trasladarse con su familia al remoto Arrakis. Este planeta, pese a sus condiciones desérticas, es la fuente del misterioso melange, un elemento utilizado por humanos como droga y como parte vital de los viajes, lo que lo vuelve indispensable. Paul deberá enfrentar su nueva realidad, aprender de su estancia en Arrakis y descubrirse a sí mismo para poder enfrentarse a sus enemigos principales: la casa Harkonnen y el poder del emperador.

También puedes leer: La versatilidad de Timothée Chalamet subirá un nuevo nivel en "Wonka"

El gran reto de Dune

Dune es una apuesta grande en la industria, para empezar se trata de una novela que es parte de una importante saga de la ciencia ficción, no es cosa menor. La complejidad en las historias y la forma en la que se crearon los libros la vuelven temible para cualquier director que deseara adaptarla. Ese ha sido el gran reto de este filme, que ha logrado que un equipo liderado por Denis Villeneuve se diera a la tarea de llevar a la pantalla el universo de Dune. Por su estructura como saga podría equipararse a la audacia de llevar a la pantalla a Star Wars (con la que suele ser comparada) o a The Lord of the Rings. 

Denis Villeneuve muestra su experiencia obtenida especialmente en Arrival (2016) y Blade Runner 2049 (2017) ambas basadas en trabajos literarios y ambas de ciencia ficción. Además, Dune cuenta con una versión estrenada en 1984 y dirigida por el legendario David Lynch (The Elephant Man, Twin Peaks) de la que Villeneuve quiso distanciarse en la búsqueda de una mayor fidelidad a la novela original. La versión de 2021 es impresionante en pantalla, es recomendable acudir a verla a las salas de cine y no esperar a la experiencia en streaming, el efecto de la majestuosidad de los paisajes de Arrakis y el manejo del color serán difíciles de emular en la pantalla chica. Este es uno de sus grandes aciertos, todo el arte que se encuentra en el vestuario, los escenarios, los vehículos y todo lo que se ve en pantalla que trata de ser fiel a la novela, un universo muy particular.

Por si fuera poco, el reparto está lleno de actores con experiencia y trayectoria que definitivamente atraerán al gran público hacia Dune. Destaca desde luego uno de los nombres más buscados en Hollywood: Timothée Chalamet, quien interpreta a Paul Atreides, un líder nato que deberá cumplir con el papel de héroe mesiánico al que está destinado. Oscar Isaac y Rebecca Ferguson interpretan a los padres de Paul: Leto y Jessica Atreides, respectivamente. Jason Momoa como Duncan Idaho, con un papel importante como aliado del inexperto Paul y leal a la casa Atreides. Stellan Skarsgård interpreta al enemigo de los Atreides, Vladimir Harkonnen, mientras que Zendaya es Chandi, una joven fremen (habitante originaria de Arrakis) que ayudará a Paul a integrarse a este pueblo, entre otros nombres importantes. Aún queda la incógnita de quién interpretará en la segunda parte al celoso emperador Shaddam IV.

Las referencias al desierto y a los liderazgos mesiánicos hacen recordar a las civilizaciones de Oriente Medio, por lo que visualmente encontrarás similitudes entre los diferentes personajes y lugares, así como a las casas reinantes europeas. Si has visto Game of Thrones entenderás la complejidad de tramas, personajes, traiciones y enemistades que pueden surgir entre casas reales. La experiencia la completa la música de Hans Zimmer, conocido por sus colaboraciones con Christopher Nolan y por su música para filmes de superhéroes. Su estilo electrónico que se integra con la orquesta sinfónica e instrumentos tradicionales del Medio Oriente nos conectan de inmediato con esa región del mundo añadiendo el misticismo propio de esta historia.