fbpx

Kyrie Irving, el excéntrico basquetbolista que se niega a vacunarse

Estas son algunas de las excentricidades que hacen a Kyrie Irving uno de los jugadores más controversiales de la NBA.

Kyrie Irving

A veces hay jugadores con peculiaridades tan extrañas, que es imposible quitarle los ojos de encima, ya sea para bien o para mal. Ese es el caso de Kyrie Irving y su negativa ante la vacuna. Foto: IG-kyrieirving

LatinAmerican Post| Juan Manuel Londoño

Escucha este artículo


Read in english: Kyrie Irving, the Eccentric NBA Player who Refuses to get Vaccinated

Las personalidades de una liga también hacen parte del atractivo de un deporte. A veces hay jugadores con peculiaridades tan extrañas, que es imposible quitarle los ojos de encima, ya sea para bien o para mal. Ese es el caso de Kyrie Irving, el jugador de la NBA que se ha popularizado últimamente por su negativa a vacunarse. 

¿Terquedad o libertad?

Irving ha insistido en que no recibe la vacuna porque es lo “mejor para su cuerpo” y que hace parte de su “libertad de elección”. Sin embargo, se ha confirmado que recientemente ha seguido cuentas conspiracionistas de Instagram que afirman que "sociedades secretas" están implantando vacunas en un plan para conectar a los negros con una computadora maestra para "un plan de Satanás".

Como castigo, a Irving se le ha prohibido jugar para su equipo hasta que reciba el biologico. La situación ha ganado tanta cobertura mediatica, que incluso el comisionado de la NBA Adam Silver (la máxima autoridad dentro de esa liga) tuvo que pronunciarse al respecto. 

“Francamente, espero que Kyrie, a pesar de lo que siente por la vacunación, finalmente decida vacunarse, porque me encantaría verlo jugar baloncesto esta temporada, y me encantaría ver a los Brooklyn Nets tener su complemento completo de jugadores en la cancha".

Lea también: ¿A qué se debe la baja tasa de vacunación en la Premier League?

Lo cierto es que por muy personal que sea esta desición, la carrera de Irving ha tomado un fuerte golpe por su negativa a vacunarse. Se le ha criticado por ser un “mal compañero de equipo”, “egoísta” y varios de los medios deportivos más importantes de USA han cuestionado su continuidad en la liga. 

Una mente propensa a las conspiraciones

No es la primera vez que Irving cae presa de las conspiraciones en línea.  Ya en el 2018 fue criticado por difundir la falsa idea de que la tierra es plana. "La Tierra es plana ... te lo digo, está justo frente a nuestras caras. Nos mienten", dijo en un podcast en Febrero de ese año. 

El basquetbolista fue criticado durante todo ese año por la afirmación, incluso asegurando en una ocasión que no existe ninguna foto verdadera del planeta Tierra. “Cuando comencé a investigar por mi cuenta y me di cuenta de que no hay una imagen real de la Tierra, ni una imagen real de la Tierra, y no hemos vuelto a la Luna desde 1961 o 1969, también se convierte en una conspiración”, dijo en un episodio del podcast Holding Court.

Finalmente, en Octubre de ese año, Irving se disculpó y se retractó de esta opinión, pero el daño que causó, considerando sus millones de seguidores, fue inmenso.


El maestro de la controversia

Irving tampoco teme ser controversial. Otro caso en el que se negó a seguir la corriente se dio en el 2020, después de recibir una sanción por 25.000 doláres por negarse a hablar con los medios en repetidas ocasiones, publicó un mensaje en Instagram bastante inflamatorio. “No hablo con Peones. Mi atención vale más”, decía parte de este, en referencia a los periodistas deportivos que lo entrevistan.

El lado positivo

Sin embargo, por todas sus excentricidades negativas, Irvign tiene su lado bueno. Un ejemplo de esto es su trabajo caritativo. Donó una casa a la familia de George Floyd después de que este fue asesinado. También aportó 1.5 millones de doláres a las jugadores de la WNBA que boicotearon la temporada 2020 y donó 323.000 doláres a Feeding América, una organización sin animo de lucro que lucha contra el hambre en Estados Unidos. Está claro que Irving es un jugador controversial. ¿Seguirá dando de qué hablar o su negativa a vacunarse acabará su carrera?