fbpx

¿La erupción de La Palma puede traer consecuencias positivas?

Aunque la erupción de La Palma traería consecuencias nefastas para las personas, lo cierto es que también es positiva para el medio ambiente.

Erupción del volcán de La Palma

La erupción de la Palma obligó a evacuar a cerca de cinco mil residentes y ocasionó decenas de daños. Foto: TV Canaria

LatinAmerican Post | Brandon Martínez Salazar

Escucha este artículo


Read in english: Can the Eruption Of La Palma Have Positive Consequences?

El pasado 19 de septiembre, el Volcán Cumbre Vieja alarmó a las comunidades de la Palma, una isla ubicada en Canarias, España. Luego de aproximadamente medio siglo de su última actividad emergente en Teneguía, nuevamente hizo erupción. La erupción de la Palma obligó a evacuar a cerca de cinco mil residentes y ocasionó decenas de daños. 

Actualmente no se reportan víctimas y las probabilidades de riesgo para la población son muy bajas. Sin embargo, el humo y la ceniza si pronostican afectaciones al tráfico aéreo.

Un vistazo al pasado

La existencia de Canarias y sus ocho islas aledañas se debe a un evento volcánico ocurrido hace millones de años, del cual surgieron los territorios mencionados, sus ecosistemas, bosques tropicales y desiertos. El lugar donde se sitúa esta estructura geológica es un archipiélago paradisíaco, cuya población es de 85.000 habitantes.

La Palma se caracteriza por sus grandes montañas y su clima hace que sea un punto estratégico para observar las estrellas en el cielo, razón por la cual está instalado allí el principal observatorio astronómico de Europa.  

Lee también: Plantas para capturar carbono: una oportunidad para combatir el cambio climático

Ahora bien, el privilegio de vivir en un lugar tan hermoso es su propia historia geográfica, pues Cumbre Vieja es una de las formaciones volcánicas más activas que existen y se presume que en los últimos 7000 años ha hecho múltiples erupciones, que en nuestro pasado reciente han dejado afectaciones en estructuras arquitectónicas de la isla española.

Amenaza reciente

Aunque la amenaza reciente es un evento del que no se tiene certeza cuanto puede durar, los expertos consideran que la lava podría seguir afectando la isla desde semanas hasta meses y la única forma de averiguarlo es obteniendo información sobre el volumen de magma erupcionable que se encuentra debajo del volcán, datos que hoy son un misterio para los científicos.

Efectos positivos de la erupción volcánica

Aunque una erupción volcánica trae consigo amenazas como daños en las estructuras de los edificios, evacuaciones masivas, desplazamiento de familias a otros lugares y daños en la visibilidad para el transporte aéreo debido a las cenizas que se concentran en el cielo; un evento de tal magnitud también es importante para diversos aspectos de la vida humana como el hecho de que los terrenos volcánicos logran convertirse en suelos muy fértiles gracias a la lava que emerge tras una erupción. Esto beneficia directamente a la agricultura.

Otra consecuencia positiva es que estos volcanes se vuelven una fuente relevante de energía geotérmica por el calor que acumulan en su interior. Es así como llegan a ser una opción para producir electricidad.

Por otro lado, este tipo de eventualidades hacen que se promueva el turismo gracias a los efectos geotérmicos que producen los geiser o manantiales termales que llegarían a ser una gran atracción para los visitantes en esta región del mundo.

No obstante, acontecimientos similares han demostrado que después de una erupción volcánica surgen nuevos paisajes que permiten el deporte al aire libre y de aventura, generando una fuente económica que promovería los tours de redescubrimiento en la isla.

En ese sentido, los volcanes si son una amenaza para los habitantes, pero también representan una oportunidad para la economía y el medio ambiente posterior al desarrollo del fenómeno geológico.