fbpx

"Tantas Almas": otra cara del conflicto armado en Colombia

En la última década han destacado a nivel internacional cintas colombianas que abordan, directa o indirectamente, el conflicto armado en el país.

Fotograma de la producción

La cinta "Tantas Almas" de Nicolás Rincón Gille será el representante de Colombia para la edición 36 de los premios Goya que se realizará en 2022. Foto: YT-Medio de Contención Producciones

LatinAmerican Post | Luis Ángel Hernández Liborio

Escucha este artículo


Read in english: "Tantas almas": Another Face of the Armed Conflict in Colombia

La Academia Colombiana de Artes y Ciencias Cinematográficas (ACACC) anunció el pasado 23 de agosto que la cinta "Tantas Almas" de Nicolás Rincón Gille será la representante de Colombia para la edición 36 de los premios Goya que se realizará en 2022. En la edición 35 que se celebró este año, Colombia se alzó con su primer galardón como Mejor Película Iberoamericana con el filme "El olvido que seremos" de Fernando Trueba, una película también centrada en el conflicto colombiano.

¿De qué va "Tantas Almas"?

El río Magdalena es el escenario principal de "Tantas Almas", el más reciente filme del director Nicolás Rincón Gille que nos narra el camino infinito de José por encontrar los cuerpos de sus hijos, asesinados por paramilitares. Así, la película se centra en las repercusiones del conflicto en Colombia, no en sus causas, no en la violencia misma, sino en aquellas personas que han sufrido sus estragos. José busca vivir dignamente el duelo por la pérdida de sus hijos dándoles sepultura, algo tan básico que le ha sido negado. Y el problema no es solo la imposibilidad de vivir su duelo, sino que al mismo tiempo esa búsqueda lo pone en peligro. El filme refleja la soledad de José tanto física como emocionalmente, su recorrido por el río es un camino sin destino y sin tiempo fijo, no sabe a dónde va, ni lo que realmente encontrará, lo que podemos entender como desesperanza.

Es así como Rincón Gille muestra la realidad de miles de personas que perdieron a sus seres queridos gracias a la violencia en Colombia y que bien podría extrapolarse a toda América Latina. Las víctimas dejan atrás a familias que no pueden cerrar el ciclo, no han podido despedirse y, en muchos casos, ni siquiera saben qué ocurrió con sus familiares. Pese a que es un filme de ficción, Rincón Gille logra imprimir su sello de documentalista, su trilogía "Campo hablado" ("Noche herida", "En lo escondido" y "Los abrazos del río") le ha permitido desarrollar un lenguaje y conocer de cerca el tema del conflicto armado en su país. Es especialmente importante "Los abrazos del río" pues se centra en la relación mítica del río Magdalena con los problemas sociales derivados de la violencia, mismos elementos que le han permitido desarrollar "Tantas Almas".

También puedes leer: Viejos: la nueva película de Gael García que incursiona en el horror filosófico

El crecimiento del cine de Colombia

"Tantas almas" ya se ha convertido en un éxito. Recién se estrenará el 16 de septiembre en salas de Colombia, pero la película ya ha cosechado reconocimientos en el extranjero, entre ellos destaca la Estrella de oro en el Festival de Cine de Marrakech en 2019, según Proimágenes Colombia. Ahora se encuentra en el camino hacia el Goya buscando emular lo logrado este año por "El olvido que seremos", teniendo en común el abordar el conflicto aunque en diferentes escenarios y perspectivas. Desde la edición 31 del galardón español Colombia ha mostrado el crecimiento del reconocimiento de su cine estando presente en casi todas las nominaciones, la excepción fue la edición 33. Fue hasta la edición 35 (celebrada este año) cuando el país ganó su primer premio en la categoría de Mejor Película Iberoamericana, lo cual no es una cosa menor. De las cuatro más recientes películas colombianas nominadas al Goya dos abordan la violencia y los problemas político sociales del país: "Monos" y "El olvido que seremos", a la que podría sumarse el año próximo "Tantas Almas".

El crecimiento del cine colombiano va de la mano de su industria en medios, los contenidos producidos en el país se exportan a prácticamente toda América Latina ya sea a través de transmisión directa o de adaptaciones. El cine también ha aprovechado esa dinámica y ha multiplicado su producción, destacando frecuentemente a nivel internacional, muestra de ello es "El abrazo de la serpiente" que logró la nominación a Mejor película extranjera en los premios Oscar, el ya mencionado Goya y dos premios Ariel en los últimos cinco años (a la espera de la entrega de este año).

La identidad del cine colombiano

En apariencia el cine colombiano se ha nutrido de los conflictos políticos y sociales del país, ya que en la última década buena parte de las cintas más reconocidas en el mundo tienen como eje temático, directa o indirectamente, el conflicto armado. Entre ellas podemos citar a "Tantas Almas", "El olvido que seremos", "Monos", "Matar a Jesús", "Manos sucias", "Pájaros de verano" y "Alias María", por mencionar algunos ejemplos que han sido candidatas para representar al país en diversos premios. Es difícil establecer si la identidad del cine colombiano se reduce al conflicto armado y sus consecuencias, es un fenómeno que se repite a lo largo y a lo ancho de América Latina. Basta ver a las nominadas y ganadoras en los premios de la región y los Goya en las que la violencia es uno de los ejes comunes. El cine de Colombia no puede ser ajeno a la realidad, pese a que buena parte de su producción fílmica se centra en el conflicto también ha destacado con trabajos no relacionados con él, podemos mencionar los ejemplos de "Anna" y "El abrazo de la serpiente" que muestran un rostro distinto del país.