fbpx

¿Cómo afectará el cambio climático a nuestra alimentación?

Nuestra alimentación puede ser afectada por los desastres naturales que se provoquen a raíz del calentamiento global.

Pescador en medio del mar

Las amenazas ambientales no solo conllevaría una pérdida abrupta de vidas humanas en los fenómenos climatológicos, sino un repentino colapso en la estabilidad alimentaria. / Foto: Pixabay

LatinAmerican Post | Jorge Francisco Vuelvas Lomeli

Escucha este artículo


Read in english: How will climate change affect our diet?

En un año como el 2020, donde la humanidad fue obligada a reflexionar la insignificancia de la existencia y se vislumbra la posibilidad de un colapso humanitaria, es pertinente preguntarse ¿qué retos enfrentará la humanidad en el futuro próximo? Recientemente en una entrevista realizada al historiador y escritor israelí Yuval Noah Harari, se le preguntó si consideraba a la pandemia del SARS-COV2 como una verdadera amenaza a la humanidad, a lo que él respondió que definitivamente “hay amenazas peores por llegar”

Una de estas amenazas a la que se refería el mencionado pensador fue el cambio climático, que a pesar de ser un tema presente en la agenda política desde fines del siglo pasado, pocas acciones se han implementado para disminuir verdaderamente el peligro que conlleva para la vida humana un colapso ambiental.

Las amenazas ambientales no solo conllevaría una pérdida abrupta de vidas humanas en los fenómenos climatológicos, sino un repentino colapso en la estabilidad alimentaria que recrudecería la inseguridad alimentaria que se vive en los países en desarrollo, y provocaría una escasez de alimentos en las grandes ciudades que se posicionan como las urbes del desarrollo capitalista de la época.

El cambio climático y sus efectos

Hay diferentes maneras de entender la conceptualización del cambio climático. Las Naciones Unidas (ONU) lo define como “un cambio de clima atribuido directa o indirectamente a la actividad humana que altera la composición de la atmósfera mundial y que se suma a la variabilidad natural del clima observada durante períodos de tiempo comparables”, según el artículo 1 de la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático.

Lea también: Un estudio sugiere que los grandes terremotos son la causa del calentamiento del Ártico

Los principales efectos del cambio climático son desastres naturales de diversos tipos, tales como tsunamis, huracanes, tornados, inundaciones, entre otros; sin embargo, cada uno de esos efectos se proyectan de diferente manera en cara región en específico. Por ejemplo, en las islas del pacífico, los efectos climáticos en torno al aumento al nivel del mar supondrán una amenaza devastadora a la vida humana, debido a que corren el riesgo de desaparecer comunidades enteras.

El problema mencionado no se visualizará en lugares donde la altitud supere por varios metro el nivel del mar, por lo que ciudades como Bogotá, Ciudad de México o Quito serán poco afectadas por esa amenaza climática; no obstante, las grandes ciudades mencionadas tendrá otro tipo de efectos devastadores, pues los desastres naturales que afecten principalmente las costas, obligarán a que exista un fenómeno migratorio que puede hacer colapsar la seguridad alimentaria de un país.

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), advierte que "un número  considerable de especies correrá peligro de extinción con el aumento de la temperatura media del planeta. Son motivo de particular preocupación las variedades silvestres de los principales cultivos. Las variedades silvestres ya sufren enormes presiones por la pérdida de hábitat y la degradación del medio ambiente. El cambio climático, que podría volver inadecuados los hábitats que quedan para que esas especies subsistan, podría ser causa de su extinción” 

Otras amenazas ambientales para la seguridad alimentaria

Si bien ya se mencionaron algunas amenazas que implica el cambio climático en la sociedad, es importante saber qué amenazas específicas hay para la seguridad alimentaria del planeta. Es necesario recordar que existen 4 dimensiones en la seguridad alimentaria según la FAO: disponibilidad, acceso, utilización y estabilidad. Cada una de estas dimensiones estaría en riesgo si hubiese una amenaza ambiental a gran escala, y conforme avanzan los años, el cambio climático hace que la probabilidad de desarticulación de la seguridad alimentaria sea más alta.

Para el caso de la disponibilidad la FAO prevé que el cambio climático aumente el hambre y la malnutrición, especialmente en las comunidades rurales “que viven en ambientes frágiles, se enfrentan a un riesgo inmediato y creciente de pérdida de las cosechas y del ganado, así como a la reducida disponibilidad de productos marinos, forestales y provenientes de la acuicultura”. Lo anterior producto de episodios climáticos extremos.

En cuanto al acceso de alimentos, serán estos mismos episodios climáticos los que impedirán que se mantenga la seguridad alimentaria de las poblaciones, especialmente por “la pérdida de sus bienes y por la falta de una cobertura de seguros adecuada. La capacidad de la población rural de convivir con los impactos producidos por el cambio climático depende del contexto cultural y de las políticas existentes, así como de factores socioeconómicos como el género, la composición de los hogares, la edad y la distribución de los bienes en el hogar”.

Ante este escenario, será imposible que en toda la sociedad se cumpla la dimensión de utilización de alimentos, pues en caso de que se sigan con los ritmos de degradación ambiental, ni en las grandes ciudades se logrará que haya alimentos nutritivos e inocuos para la sociedad. La estabilidad alimentaria se vería mermada, no solo por la imposibilidad de producir alimentos de gran escala, sino por el proteccionismo comercial que implementarían los países y los conflictos internacionales que desembocaría la falta de alimentos en la sociedad.