fbpx

¡Por fin! Las mujeres podrán asistir a partidos en Irán

Este jueves Irán hizo historia para los derechos de las mujeres, pues después de 40 años las autoridades cedieron y permitieron el ingreso de las mujeres a un estadio para poder presenciar un partido de fútbol.
 
A pesar de lo histórico, varias mujeres se quejaron ante los pocos asientos reservados para ellas, y de acuerdo con cifras que entrega El País, salieron a la venta solo 4.600 de 78.000 asientos disponibles para ellas. Y eso que en un primer momento se dispusieron 3.500 entradas, pero debido al éxito, tuvieron que liberar 1.100 entradas más. 

Mujeres en el estadio Azadi de Teherán

Mujeres en el estadio Azadi de Teherán. / Foto: Rouzbeh Fouladi/ZUMA Wire/dpa

LatinAmerican Post | Laura Viviana Guevara Muñoz

Escucha este artículo


Read in english: Women will be able to attend matches in Iran

Si bien la asistencia de las mujeres al estadio representa un avance, toda la situación estuvo llena de limitaciones, además de la boletería, pues aún así las graderías estuvieron separadas de los hombres y custodiadas por mujeres policías. Sin embargo, fueron ellas quienes llenaron y apoyaron el estadio Azadi.

El hecho de estar presenciando el partido entre Irán y Camboya, en la fase clasificatoria para el Mundial de Catar 2022, y de que el equipo local venciera al visitante 14 tantos por 0, hizo más dulce el acontecimiento.

La goleada estuvo bien repartida puesto que siete goles se hicieron en el primer tiempo, y los otros siete en el segundo. Karim Ansarifard abrió el marcador en el minuto cinco, convirtiéndose en la figura del partido al anotar cuatro goles. Irán ahora es líder del Grupo C, en el que también se encuentran Bahrein, Camboya y Hong Kong.

 

 

Lea también: ¡No duraron nada! 7 entrenadores que fueron despedidos muy pronto

Ceder ante presiones

Si bien es un hito histórico lo que pasó, la iniciativa no viene propia del gobierno iraní, ni de las entidades responsables del fútbol en ese país. Hay que tener claro que fueron dos factores principales que ayudaron a dar el empujoncito final. 

Por un lado, la FIFA anunció que tomaría medidas drásticas contra la selección iraní si no se permitía el ingreso de mujeres. De esta manera, y a mediados de septiembre, un comité de la FIFA se reunió tanto con el gobierno como la Federación Iraní de Fútbol, en donde el comité internacional afirmó que “durante estas discusiones productivas, se reiteró nuestra posición firme y clara de que las mujeres tienen que estar autorizadas a asistir libremente a los partidos de fútbol, y que el número de mujeres presentes en los estadios tiene que ser determinado por la demanda".

Sumado a lo anterior, otro factor clave fue el suicidio de una mujer iraní, quien se inmoló después de conocer que, por tratar de asistir a ver un partido en vivo, se enfrentaría a seis meses de cárcel. Sahar Jodayarí, de 29 años, fue descubierta tratando de entrar a un partido de su equipo Esteghlal, que lamentó los hechos.

Tras las discusiones y las presiones internacionales, ese mismo mes de septiembre, Irán afirmó que permitiría el ingreso de las mujeres al estadio.

40 años sin poder entrar

La prohibición de entrar a los estadios fue uno de las muchas modificaciones sociales que trajo la revolución iraní en 1979, y que a pesar de no estar escrita en ningún lado, se comenzó a practicar de forma rigurosa. 

Las mujeres de Irán ahora esperan que más medidas sean modificadas para poder disfrutar plenamente de algo tan natural y sencillo para la mayoría del mundo: ir a apoyar no solo a la selección nacional, sino a los equipos locales. 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…