fbpx

¿Podemos heredar la gordura?

Todos hemos escuchado que heredamos ciertos rasgos de nuestros padres. ¿La gordura es uno de estos?

¿Podemos heredar la gordura?

Muchos lo toman como una sentencia: estamos gordos porque tenemos genes gordos. No importa cuánta dieta se haga, no se puede pelear contra la genética. Si en tu casa predomina el sobre peso, tú serás víctima del mismo. Pero ¿hasta qué punto esto es verdad? ¿Heredamos genes de gordura?

Sobre la existencia de genes de “gordos” se puede decir que si los hay. WebMd señala que hay genes que pueden llevar a problemas de sobre peso. Según la publicación, un gen llamado FTO tiene parte de la culpa. Los investigadores han encontrado que las personas con ciertas diferencias en este gen tienen de un 20 a un 30 % de probabilidades de ser obeso. Hay otros genes que causan que las personas por naturaleza acumulen más grasa. El problema está en señalar qué porcentaje de la culpa tiene la parte genética en el sobre peso, siendo la obesidad un problema multifactorial que puede incluir ADN, ambiente y comportamiento.

Genes obesos

La publicación del Dr. Weil señala también un estudio realizado por el Hospital de Niños de Boston que encontró una variación genética que impedía que los animales quemaran grasa efectivamente, y que esto se puede relacionar con personas obesas. También nombran como el gen FTO puede aumentar en el ser humano los antojos por dulces y comidas altas en grasas.

La publicación de Salud de la Universidad de Harvard expone que más de 400 genes se ven implicados en las causas del sobre peso u obesidad, pero que muy pocos son los que realmente juegan un rol de importancia. Esta información celular actúa de diferente manera, regulando el apetito, la sensación de saciedad, el metabolismo, distribución de la grasa, antojos de ciertas comidas y hasta la manera en que usamos los alimentos para aliviar el estrés. Las investigaciones señalan que los genes cuentan sólo en un 25 % de la predisposición al sobre peso, mientras que para otros la influencia genética es tan alta como 70% a 80%. Para los investigadores, aquellas personas que han sido obesas la mayor parte de su vida, tienen padres con sobre peso significativo y no puede perder peso a pesar de mantener una dieta baja en calorías y aumentar la actividad física por muchos meses, están en el grupo que sufre más la influencia de los genes y el  sobre peso.

Lo que no se ha determinado es qué porcentaje de estas personas son afectadas por los genes y como se dijo en un principio, la obesidad es un problema multifactorial. El tener la herencia o cierta predisposición genética de sobre peso, no es una sentencia.

La revista TIMES cita que más de 9000 personas que fueron partícipes en estudios genéticos donde se les asignaron una variedad de métodos de pérdida de peso, encontraron que no se vieron influenciadas por los genes "de obesidad" (específicamente el FTO).  Lo que es una gran noticia para aquellos que piensan que sus genes son los culpables de su estado actual.

Hábitos y comportamiento

Si hablamos de herencias que no nos dejan nada positivo, más allá de culpar a los genes podríamos señalar al estilo de vida. Aquellas personas que siguen los mismos estilos de vida no saludables de los padres tendrán más tendencia al sobre peso. Para muchos, hay que atacar la raíz del problema ya que más personas se vuelven obesas por estilo de vida que por la influencia de sus genes.

La genética juega un papel, pero la verdad es que lo que eres está determinado por la forma que se vive la vida, nos vuelve a comentar WebMD. Es imprescindible el adoptar hábitos saludables que involucren a todos los integrantes de la familia: incentivar el ejercicio, cortar las calorías provenientes de la comida chatarra, incluir más frutas, verduras, granos integrales y productos lácteos descremados. El pescado, las carnes magras, los frijoles, los huevos y las nueces también son buenas opciones.

Nuestro marco genético no lo podemos cambiar, pero si podemos manejar cómo nos movemos, actuamos y las elecciones que hacemos en el entorno que nos rodea. Los hábitos de alimentación saludable, así como tradiciones en la familia, son el legado que debemos dejar de herencia a las generaciones que nos preceden.

 

Latin American Post | Clementina Ramos 

Copy edited by Susana Cicchetto

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…