fbpx

¿Cómo disminuir el uso de bolsas plásticas en América Latina?

Algunos países suramericanos comienzan a preocuparse por reducir su impacto ambiental

bolsas plásticas en América Latina

Recientemente, en Colombia entró en vigencia el impuesto sobre bolsas plásticas. La medida busca que los consumidores sean más conscientes a la hora de usar este tipo de materiales. El valor del impuesto que el gobierno colombiano declaró es de $20 COP y aseguró que el dinero recaudado será destinado a las finanzas del Estado.

Sin embargo, algunos detractores de la ley ya hicieron notar su oposición a la medida, pues aseguran que quien resulta afectado es el consumidor y que son las empresas que ofrecen los productos las que deben considerar el uso de bolsas con materiales amigables para el medio ambiente.

Otros países como Paraguay y Uruguay trabajan en proyectos de ley para regular el uso de bolsas plásticas. También, desde el 2015, en Ecuador se prohíbe el ingreso de estas bolsas en el archipiélago de Galápagos catalogado Patrimonio Natural de la Humanidad por la Unesco. Por su parte, países como Argentina y Puerto Rico ya se vienen sumando a este tipo iniciativas. Así, Latinoamérica avanza en la lucha de este material que puede tardar unos 100 años en descomponerse.

Entre tanto, países como Nicaragua, Costa Rica, El Salvador, Honduras, Panamá o Cuba, por nombrar algunos, no cuentan con ningún tipo de regulación sobre el uso de bolsas. Otros, como Venezuela y Bolivia, impulsan campañas para disminuir la compra de bolsas plásticas, pero aún no toman medidas legislativas al respecto.

Se estima que, si no se toman medidas, en el 2050 existan más bolsas que peces en el mar.

10 consejos simples que puedes seguir para cuidar el planeta 

  1. Cuando realices tus compras, recuerda llevar tu propia bolsa de tela de modo que puedas utilizarla más de una vez. Así evitarás recibir bolsas plásticas.
  2. Acostúmbrate a clasificar los desechos. Separa plásticos, cartón, vidrio y papel.
  3. Antes de comprar algo piensa si realmente lo necesitas.
  4. Asigna un vaso o taza personal en tus espacios de trabajo, universidad o casa. Así evitarás comprar desechables.
  5. Cada vez que salgas de tu habitación apaga la luz. ¡No lo dejes para después!
  6. Cuando compres libretas o uses papel, elige papel reciclado.
  7. Desconecta cualquier aparato electrónico que no estés usando. ¿Qué tal si desenchufas el cargador de tu celular?
  8. Jamás botes basura al mar. No contamines.
  9. Lava los platos y la ropa un solo día y no de a poco para economizar el gasto de agua
  10. Una solución ideal en ciudades son las huertas orgánicas. Además de eficientes para cultivar alimentos, son decorativas.

 

Latin American Post | Yulieth Mora

Copy edited by Susana Cicchetto

 

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…